El consejero de Salud y Política Social firma con el SES y con 15 asociaciones un protocolo para la colaboración en cuidados paliativos

El consejero de Salud y Política Social firma con el SES y con 15 asociaciones un protocolo para la colaboración en cuidados paliativos

Categoría: Noticias , Noticias Guareña

El protocolo fija un marco de colaboración por el que las asociaciones desarrollarán tareas de sensibilización y gestión del voluntariado, mientras que el SES garantizará la formación a través de la inclusión de cursos en su plan formativo, al tiempo que atenderá las demandas tanto de los equipos de cuidados paliativos de este servicio, como de la Red de Atención Primaria de la región, según explicó el consejero.

Carrón señaló que “se trata de asumir compromisos propios y mutuos y enriquecer la estrecha colaboración que se produce entre la Administración y las asociaciones que quieren trabajar desinteresadamente a favor de este tipo de pacientes” y añadió que el protocolo es “una herramienta ágil” que se irá actualizando y que está abierta a la incorporación de otras entidades.

El consejero de Salud presentó el Plan Estratégico del Voluntariado en Cuidados Paliativos 2013-2016 y destacó que son muchas las organizaciones que desde hace más de seis años trabajan en la comunidad autónoma en el apoyo y acompañamiento a los pacientes de cuidados paliativos y a sus familiares.

“Es una tarea de voluntariado que lleva implícita una enorme carga de compromiso y, sobre todo, de entrega y que goza de la gratitud de las familias que pasan por esos difíciles momentos”, explicó el consejero, quien añadió que han sido más de 400 los pacientes atendidos por los casi 300 voluntarios formados pertenecientes a la Red de Cuidados Paliativos de Extremadura, llegando a 114 localidades extremeñas.

SÍNTOMAS FÍSICOS Y PSÍQUICOS

Carrón indicó que “es de justicia” que los extremeños hagan un reconocimiento público a estos voluntarios y también a los 8 equipos de profesionales del SES dedicados a cuidados paliativos, que realizan su labor en los hospitales y en los domicilios de los enfermos, y añadió que “el acto de hoy quiere poner en valor la proximidad y la entrega de todos aquellos que día a día trabajan en Extremadura para hacer más llevadera esa fase final de una enfermedad, de un proceso degenerativo, que necesita de lo más esencial del ser humano: de la persona” y que sólo la pueden afrontar “personas con interés y con voluntariedad”, resaltó.

Los cuidados paliativos tienen en cuenta no sólo los síntomas físicos de la enfermedad, sino también los aspectos emocionales, sociales y espirituales, según explicó Carrón, por lo que es necesario dotarse de planes que permitan conjugar la atención al paciente que éste recibe por parte del SES, con la acción de otras entidades, ofreciendo así una atención más amplia, más eficiente y “sobre todo más humana”, que es la clave de Plan de Cuidados Paliativos .

El Plan incluye una serie de objetivos para alcanzar en cada una de las líneas estratégicas que lo conforman, y un sistema de evaluación constante, que permite una mejora continuada de las acciones que desarrolla, según explicó el consejero.

Contiene 13 líneas estratégicas que abarcan desde la estructura de los recursos humanos, las acciones de sensibilización o la formación, hasta acciones encaminadas a la coordinación con el SES.

Por su parte, el presidente de la Plataforma del Voluntariado de Extremadura, Jesús Gumiel, intervino en el acto en nombre de las entidades firmantes del protocolo y destacó que este II Plan Estratégico “es mucho más de lo que parece”, pues supone “un gran trabajo basado en la experiencia y cargado de ilusiones y suma de esfuerzos, con el ánimo de incrementar la efectividad en una labor en la que es vital la participación y el trabajo en red”.

A su vez, la presidenta de la Asociación de Profesionales de Cuidados Paliativos de Extremadura y representante de estos equipos en la región, Mª José Redondo, manifestó que “la acción voluntaria se ha convertido en uno de los instrumentos básicos de actuación de la sociedad en nuestro ámbito sanitario, y como consecuencia de ello se reclama un papel más activo con la exigencia de una mayor participación en el diseño y ejecución de políticas sociales públicas”.

Mª José Redondo añadió que “ser voluntario supera la acción individual, aislada y esporádica, poco eficaz”, y es por ello que se reconduce hacia organizaciones tanto privadas como públicas con capacidad para aprovechar de forma coordinada “el entusiasmo y la dedicación de muchas personas”.

Fuente: gobex.es